26 mayo 2013

Multitudinaria celebración para la clausura de la Misión Popular Diocesana

En vísperas a la celebración de Pentecostés, el sábado 18 de mayo, en el centro de actividades deportivas y recreativas “Roberto De Vicenzo” de Berazategui la Diócesis de Quilmes vivió una multitudinaria y emocionante celebración en donde se realizó la clausura de la Misión Popular Diocesana, en el marco del Año de la Fe.

Al iniciar la celebración, se proyectó un audiovisual con muchos de los "testigos de la Fe" de las distintas comunidades de la diócesis. Un verdadero homenaje a personas que han sabido propagar el mensaje de amor de Jesús.

"Acá estamos los bautizados de Quilmes, Florencio Varela y Berazategui, celebrando con la Iglesia del mundo entero la Fiesta grande de Pentecostés, la fiesta de la venida del Espíritu Santo, verdadero cumpleaños de la Iglesia de Jesucristo", expresó Mons. Carlos José Tissera en su homilía.

Esta celebración fue el fruto del trabajo misionero de las parroquias, las capillas y las comunidades de la Diócesis de Quilmes. "Dejamos la comodidad de nuestra casa, de nuestras comunidades y sus reuniones habituales, para tocar los timbres y golpear las puertas de las casas de nuestros vecinos. Dejamos de lado los prejuicios, la vergüenza, nuestros esquemas mentales, para saludar, dar la mano, escuchar, decir una palabra, identificarnos con la Iglesia de Jesucristo, como creyentes de la mano de la Virgen; experimentar nuestra pobreza, nuestra limitación, nuestra ignorancia; descubrir qué poco podemos decir o hacer frente al dolor, la injusticia, la incomprensión, la soledad, la marginación, la muerte. Sólo llevábamos una certeza, la cruz de Cristo: su amor entregado por vos, por mí, por cada uno; su Evangelio. ¡Y cuánto fruto, hermanos! ¡Cuánta cosecha! Esto que estamos viviendo hoy", expresó el Padre Obispo.

Luego, como fruto de la preparación catequística en los últimos meses, unos 900 adultos reafirmaron su Fe recibiendo el sacramente de la Confirmación.

Antes de finalizar la Misa, el Pbro. Juan José Vasallo recibió el envío misionero hacia Haití, en donde irá a trabajar en distintas actividades solidarias y caritativas que coordina Cáritas Haití. "Queremos compartir con las hermanas y hermanos de Haiti este sacerdote que tanto ha trabajado y sigue trabajando entre nosotros, hasta ahora en la Parroquia de Itatí, en el barrio La Paz, de Quilmes Oeste. Si damos con generosidad, en vez de despojarnos, nos enriquecemos, en lugar de vaciarnos, nos vamos llenando de una riqueza superior, invisible a nuestros ojos".

Esta celebración fue presidida por Mons. Tissera, y concelebrada por Mons. Luis Teodorico Stöckler, Obispo emérito de nuestra diócesis, entre muchos sacerdotes y diáconos de la Diócesis de Quilmes.
                       
Publicar un comentario