20 noviembre 2009

Visita de la Reliquia (Corazón) de San Juan María Vianney


* Desde el Estudiantado Santa Catalina de Siena – San Rafael
Visita de la Reliquia (Corazón) de
San Juan María Vianney

Durante los días 12 y 13 de noviembre estuvo en San Rafael el corazón incorrupto del Santo Cura de Ars, al cual tuvimos la gracia de poder ir a venerar.  El jueves 12 por la tarde se recibió la reliquia en la rotonda de acceso a San Rafael, conocida como la rotonda del Cristo. 
Desde allí se la acompañó en caravana hasta el Seminario Mayor, María Madre del Verbo Encarnado.  Allí se la recibió con el toque de las campanas y con diversos cantos, mientras se la colocaba en un monumento para ser venerada.  El Padre Gabriel Zapata predicó sobre la necesidad de amar a Dios con un corazón indiviso, mostrando con ejemplos de la vida del Santo Cura, cómo esto es posible, incitando a todos los presentes a imitar los ejemplos de este gran Santo.  Luego el Padre José Guerra dirigió el Rosario meditado.  Concluido el mismo, el Padre Victorino Ortego explicó cómo es el culto que se les debe rendir a los santos, diferenciándolo del culto a Dios y a la Virgen María, y rezó una oración por los sacerdotes.  Al finalizar este momento de oración, los fieles presentes pudieron acercarse a venerar la santa reliquia.

Luego de pasar unos breves minutos por el Monasterio Santa Teresa de los Andes, la reliquia se dirigió a la Catedral, en donde se celebró la Santa Misa presidida por Monseñor Eduardo M. Taussig y concelebrada por la mayoría del clero de San Rafael.  El corazón del Santo Cura de Ars permaneció allí hasta la medianoche, para finalizar su recorrido en el Seminario diocesano, en el cual se lo pudo venerar durante toda la noche.  El día 13 por la mañana se celebró la Santa Misa, con la presencia de un gran numero de religiosos.


* La M. María del Redentor nos relata la visita de la Reliquia del Cura de Ars al Monasterio Santa Teresa de los PB010186Andes. El jueves 12 tuvimos la enorme gracia de la visita del Corazón del Santo Cura de Ars, cuánto aprovechamos a pedir gracias para todos. La caravana llegó alrededor de las 19.30, recibimos las reliquias con un canto gregoriano (iustus), el R.P. José Guerra se acercó con el relicario hasta la ventana de nuestras rejas (que habíamos adornado con flores), ahí comenzamos a cantar las letanías al Santo Cura de Ars mientras nos acercábamos a venerarlas.


PB010189
Al finalizar rezamos una oración por los sacerdotes y cantamos de nuevo para despedirlo, en total ¡6 minutos de visita!  Fue una bendición para el monasterio. Nos seguimos encomendando a sus oraciones.
Publicar un comentario