14 marzo 2013

San Francisco de Asis

"Alabemos al Señor,
cantemos mis hermanitos...»
 
HERMANITOS PÁJAROS
En la suavidad del cielo
la silueta de Francisco
tan leve como los pájaros
tan pura corno los lirios.

Todas las aves de Asís
abandonaron sus nidos
para escuchar la doctrina
del santo Hermano Francisco.

El color de los plumajes,
la música de los trinos,
son la delicia más pura
para el hermano Francisco.

«Alabemos al Señor;
cantemos, mis hermanitos,
porque está fresca la yerba
y da sus aguas el río...

Que vuestras alas ligeras
os lleven sobre los trigos,
que encontréis en las mañanas
muy azules los caminos...

Alabemos al Señor,
cantemos mis hermanitos...»

Y era tanta la alegría
del dulce hermano Francisco
que cantando con los pájaros
volaba por los caminos...
Publicar un comentario